¿Cómo identificar a tu pareja idónea?

En el post anterior (ver aqui ) desvelamos la siguiente pregunta: ¿realmente existe la pareja idónea para mí? Hoy analizamos las siete claves fundamentales para identificar a tu pareja idónea.

1) NO solo te desea, también te ama

Esta clave pareciera la más fácil y sin embargo es la más difícil de todas. El deseo es lo que más se confunde con amor actualmente. Muchas personas desean estar con la persona, pero solo eso, lo/la desean. El dilema es que es precisamente por eso que hay tantas personas frustradas por no expermientar el verdadero Amor en sus vidas. La vista es un alimento sexual increible, todo entra por los ojos. Los hombres se fijan casi inmediatamente en el tamaño de los pechos femeninos y las curvas de las jovencitas, y las mujeres se fijan en los brazos, los ojos y el trasero de los chicos. ¡En resumidas cuentas en sus cuerpos! Muchas parejas se casan por deseo, y al paso de los años este deseo disminuye, ya que físicamente el cuerpo cambia y porque el deseo se apaga con el tiempo! por eso es tan contrario al amor, porque el deseo muere y el Amor real jamás muere. Enamórate de alguien que te ame más de lo que te desea, porque si tu galán solo está contigo por deseo hacia tu físico, cuando este deseo se satisface, obviamente aparecerá otro deseo en otro cuerpo distinto al tuyo. Por eso no permitas que te metan mano, o te toquen de forma inapropiada, porque lo único que estas haciendo es saciando el deseo físico por el cual está contigo. DURO PERO ES LA VERDAD. Enamórate de alguien que te ame más de lo que te desea, alguien que realmente valorará estar contigo, hayan o no hayan caricias excitantes. NO BUSQUES ATRAER EXCLUSIVAMENTE POR TU FÍSICO, PORQUE ESO LOGRARÁS. TODOS SE TE ACERCARÁN SOLAMENTE POR DESEO Y AL PASO DE LOS AÑOS TE ENCONTRARÁS FRUSTRADO/A, SOLO/A, SIN PAREJA FORMAL Y CON AÑOS ENCIMA.

La gran cantidad de separaciones y rupturas sentimentales actuales radica en su gran mayoría porque lo que sentían el uno por el otro era simple pasión, se gustaban mucho y nada más… y al momento de satisfacer esa emoción todo se acaba. Si tu pareja no puede estar sin contacto físico contigo, solo es indicio de que realmente es más emocional y pasional lo que siente por tí que amor real. Alguien que te ama DISFRUTA estar contigo, conocderte, con o sin caricias excitantes. En otras palabras: TE VALORA.

2) Visión conjunta:

Este punto es uno que la gran mayoría le da una importancia casi nula, y eso es un gran error. Ser pareja NO es para simplemente salir a comer juntos y recibir llamadas cariósas, se trata de que juntos logren el propósito de Dios sobre susvidas. Hubo algo que Dios me mostró junto a mi esposa…el Ministerio lo levantaríamos JUNTOS, lo haríamos crecer JUNTOS y cumpliríamos la visión JUNTOS… porque somos pareja idónea. En otras palabras, el o ella valora tus sueños y te apoya a lograrlos, tu pareja idónea no solo conoce tus anhelos de vida, sino que te apoya al 100% para lograrlos. Tus sueños de vida no los puso Dios dentro de ti para que los lograras solo/a, los puso para que los cumplieras con tu pareja idónea, porque los sueños de ambos se complementan. POR ESO MUCHAS VECES NO PUEDES LOGRARLO SOLO, PORQUE HAY SUEÑOS QUE NO SE LOGRARÁN HASTA QUE LO INTENTES JUNTO A LA PERSONA QUE DIOS CREÓ PARA TÍ PARA LOGRARLOS.

3) Siembra y cosecha:

Esta clave sacudirá a muchos. DAR demuestra que tendrán un buen futuro juntos. Te repito algo: tu pareja idónea no solo complementa un área de tu vida, las complementa todas, incluyendo tu área económica, pero no solo influye en el hecho de que con tu pareja alcanzas la totalidad económica en tu vida, ya que ella equivale al 50% de tu prosperidad económica, por lo que juntos lograrán el 100% de lo que Dios tiene destinado y escrito para vdes como pareja; sino que además influye en que tu pareja idónea conoce el poder de dar y ofrendar y lo usa. Si da a Dios y a otros siempre te proveerá a ti también. Si conoce el poder y le gusta dar, tienes garantizado a una pareja amorosa, apoyador/a, luchadora y buen amante en la cama ¿Por qué? pues porque si está enfocado más en DAR que en recibir, buscará complacerte a ti antes que a él mismo.

Sigue leyendo

Anuncios

Noviazgo cristiano: ¿realmente existe la pareja idónea?

La pregunta que salta a la mente es: ¿existe de verdad alguien capaz de amarme con las 4 cualidades del amor real? ¿existe realmente la pareja idónea (ideal) o es solo un mito para tontos? Esta pregunta sacude a más de una vida y es que hay una verdad demasiado fuerte en esa respuesta… si en verdad que SÍ existe… ¿dónde se encuentra? ¿cómo localizarla? ¿cuándo exactamente aparecerá en nuestra vida? ¿es buena idea “esperar” al príncipe azul? ¿o es mejor apurarse y no perder el tren? ¿Existe alguien para cada uno de nosotros? ¿vale la pena “guardarse” para ese alguien especial? ¿cómo saber si es el (la) indicado(a)? ¿cómo evitar de una sola vez equivocarse al escoger? ¿cómo reconocerla cuando aparezca? Y lo más importante ¿es real?

Génesis 2:18: “Y dijo Jehová Dios: No es bueno que el hombre esté solo; le haré ayuda idónea para él”.

Este versículo es uno de los más importantes, reveladores y asombrosos de toda la Biblia. Dios está haciendo algo que supera todo concepto humano; Él NO está simplemente creando una creación más… NO está simplemente haciendo algo nuevo para llenar la tierra… Él está diseñando a alguien ÚNICO, ESPECIAL, IDEAL, IDÓNEA/O para el ser humano. No es un mito irrealizable, inexistente, ilógico y antipensable el buscar a tu pareja idónea. Es una realidad. Dios cuando te creó, te creó junto con alguien, no te creó solo(a). Él no crea unidades, crea parejas y a tí por nombre propio no te creó solo(a). Cuando te creó también creó a tu pareja idónea. Idóneao viene de IDEAL, Dios no está creando otra versión del ser humano. Él está poniendo frente a Adán SU complemento, no es alguien al azar, no es alguien simplemente creado para adornar la creación, NO, se trata de alguien ideal para ÉL. ERA EXACTAMENTE LO QUE NECESITABA ADÁN. EVA NO solo “acompañó” a ADÁN y le sirvió de compañía, ella era ideal¡ en todo sentido para Adán:  carácter, nivel de amor y respeto, apoyo, espiritualidad, dones…

Sigue leyendo

Noviazgo cristiano: Ama con el corazón

Hasta ahora hemos visto cómo amar con las fuerzas y cómo amar con el alma.  He dejado esta cualidad (amar con el corazón) con un propósito: demostrarte que esta cualidad depende de las tres cualidades anteriores, ya que en esta cualidad se centran los resultados de Amar con la mente, con las fuerzas, y con el Alma… y es además la cualidad más extraña y complicada de descubrir. Cuando pensamos en la mente, pensamos en ideas, pensamientos y sabiduría; cuando pensamos en fuerzas pensamos en el esfuerzo adicional mental, físico y espiritual, igual cuando pensamos en el Alma sabemos que somos nosotros mismos, nuestra esencia, nuestra fuerza vital; pero cuando pensamos en el corazón, solo lo asociamos con sentimientos y eso lo hace difícil de conceptualizar, porque ¿acaso el corazón no es un músculo que bombea sangre a todo nuestro organismo? ¿Entonces de dónde sale la idea de asociarlo con sentimientos? y lo que es más profundo que eso: ¿a qué se refiere realmente Dios al mandar “Amar con el corazón”?

La palabra corazón en el original Hebreo es leb que significa “centro absoluto de”, “voluntad”, “deseo”, “corazón” y “ánimo”, esas traducciones nos dan un panorama más claro de lo que Dios denomina la cuarta cualidad del Amor Real. Cuando Dios declara que debemos Amarlo a Él y a todos con el Corazón, está diciendo que debemos Amar con nuestra voluntad (voluntariamente tomar la decisión de amar), y que nuestro deseo y ánimo esté encaminado a hacerlo. Nuestra voluntad y ánimo juego un papel fundamental en nuestra vida humana, muchas personas hacen algo pero no lo hacen con voluntad ni mucho menos con el ánimo de realmente quererlo hacer y eso provoca irremediablemente un rotundo fracaso, porque nunca será lo mismo trabajar porque “debo hacerlo”, que trabajar voluntariamente y con el ánimo real de querer hacerlo. Debemos tener el deseo real de Amar.

Siendo brutalmente honestos, las emociones y sentimientos no radican totalmente en el corazón, sino que estas son “compartidas” entre la mente y el corazón. Dentro de la mente están los recuerdos, la personalidad, las vivencias, el carácter, los miedos, las alegrías, y todo eso que conforma nuestro sentir en determinado momento. Cuando Dios declara “corazón” se refiere a la totalidad de emociones, sentimientos, ánimo y voluntad del ser humano.

Sigue leyendo

Noviazgo cristiano: Ama con toda tu alma

La palabra “Alma” en el original Hebreo y Griego es traducida como: aliento de vida, interior, intimidad, alma; lo que la Palabra de Dios nos está indicando como tercer “ingrediente” del Amor verdadero es algo que nace desde el interior de nuestra intimidad humana, en otras palabras, de nuestra misma Alma. La Palabra Alma ha sido mal utilizada ampliamente a lo largo de todo el mundo y me atrevería a decir que se ha llenado de “religiosidades” el verdadero concepto. Cuando hablamos de Alma hablamos de “lo que nos da la capacidad de vivir”, hablamos de nuestro “aliento de vida”; en otras palabras de lo más íntimo de nuestro ser.

Marcos 12:30: “Y amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón y con toda tu alma, y con toda tu mente y con todas tus fuerzas. Este es el principal mandamiento”

Lo que la Biblia declara supera lo inimaginable. Dios está ordenando Amar con toda nuestra Alma (aliento de vida). Dios está llevando al ser humano a otra dimensión… a su dimensión

1 Juan 4:8: “El que no ama, no ha conocido a Dios, porque Dios es amor”.

La Biblia declara que Dios es Amor, por lo tanto Su Misma esencia de Vida ES Amor; Su vitalidad, Su fuerza, Su aliento… ES Amor; cuando El Ama, Ama con Su misma esencia, con su fuerza vital, con la energía que lo mantiene vivo… con TODO lo que EL es… Cuando El ordena que lo amemos con toda nuestra Alma no nos está pidiendo cualquier cosa, nos está pidiendo Amarlo con toda nuestra esencia, nuestra fuerza vital, nuestra vitalidad… El está diciendo que el verdadero Amor, Ama con TODO, está indicando que el Amor real nace de lo más profundo del ser humano y nos está revelando que la ÚNICA manera de Amar verdaderamente es Amando como El Ama; DÁNDOSE A SÍ MISMO, ¡ENTREGANDO SU MISMA VITALIDAD!

Cuando Jesús murió en esa cruz, no estaba simplemente entregando un cuerpo físico, estaba también entregando un “cuerpo espiritual”, Dios está hecho y formado de Amor puro y por lo tanto lo que Él estaba entregando en esa cruz era una parte de Él mismo… es comparado como si dieras la mitad de tu cuerpo para ser quemado, es como si te arrancaran tus piernas, brazos, ojos y orejas… estás entregando una parte de tí mismo. Dios entregó una parte de Sí Mismo… Él nos amó (y nos sigue Amando) con toda su esencia, con toda Su fuerza vital, con toda su energía interior, fuerza y aliento, en otras palabras con toda Su alma. Así debemos de Amar nosotros y exigir ser Amados. Con toda nuestra fuerza vital.

Incluir a nuestra Alma en el proceso de Amar es algo que me pone mucho en qué pensar, ya que se trata de Amar con todo lo que tenemos, con todo lo que somos y con todo por lo cual existimos. Esta cualidad eleva al Amor a un nivel indescriptible, a un nivel casi mágico, donde NO se trata únicamente de entregar las emociones y sentimientos, ni tampoco de entregar solamente nuestros pensamientos e ideas… se trata de un nivel desde el cual se entrega todo lo que nos hace vivir, todo lo que nos hace sentir, experimentar, ser y existir; un nivel donde nos entregamos NOSOTROS MISMOS por completo. Siendo honestos, deducimos fácilmente que Amar con la mente (sabiduría), y con el corazón (emociones y sentimientos), es algo un millón de veces más fácil que Amar con el Alma, ya que en esta última nos entregamos nosotros mismos, con todo el riesgo que eso conlleva.

DIOS ES AMOR y cuando Él se entrega por nosotros no entrega únicamente su cuerpo, su sangre, su tiempo, sino que también nos entrega a Él mismo… nos entrega sus manos, su boca, sus pies, su corazón, sus sentidos, su esencia… en otras palabras: su alma. Cuando lo rechazan no sólo están rechazando su sacrificio en la cruz… lo rechazan a Él; no solo se burlan de su cuerpo, emociones y pensamientos, rechazan su alma. Porque Él nos amó con todo, incluyendo a Él mismo .Amar de esa manera es algo más que sublime, es una entrega consciente de lo que somos, entendemos y tenemos, es un nivel donde  no existen los límites para dar, es la cualidad más profunda y poderosa del verdadero Amor; pero lo que me sacude hasta lo más profundo de mi ser, es que al igual que las otras tres cualidades que conforman el amor real (mente corazon y fuerzzas), NO se puede llamar “amor” hasta que hallamos también entregado nuestra alma. Es por eso que Dios nos pide amarlo con ella, porque sabe que lo que el enemigo busca es poseer nuestra alma, nuestra esencia, nuestra fuerza vital, ya que teniendo eso, ¡jamás lograríamos amar realmente a nadie más!

Sigue leyendo

Amar con las fuerzas

ama con todas tus fuerzas

Las fuerzas es el segundo elemento que integra al verdadero Amor y es uno de los más complicados de asimilar por el ser humano… porque ¿no se supone que en el amor todo debería ser “facilito”? ¿No se cree que en el Amor todo es “color de rosa”? Pero la respuesta radicalmente honesta es un rotundo NO.

1ª de Corintios 13:4 dice: “El amor es SUFRIDO, es benigno; el amor no tiene envidia, el amor no es jactancioso, no se envanece, no hace nada indebido, no busca lo suyo, no se irrita, no guarda rencor; no se goza de la injusticia, más se goza de la verdad. Todo lo SUFRE, todo lo cree, todo lo espera, todo lo SOPORTA”.

Estos versículos cambian en su totalidad el concepto que cualquier ser humano sobre la faz del planeta tenga acerca de eso que llamamos amor. El Amor es sufrido, y todo lo SUFRE, y todo lo SOPORTA; es impresionante notar ese tipo de verbos “sufrir” y “soportar” al lado del verbo “Amar”, es como si se hubieran equivocado al escribir esos versículos. ¿Qué relación existe entre “sufrir”, “soportar” y “amar”? ¿Cómo poder relacionar verbos tan aparentemente separados uno del otro? La palabra “sufrir” utilizada para este versículo en el original Griego es makrodsumeo que significa: (alguien de) espíritu largo, paciencia, esperar pacientemente, sufrido, en otras palabras NO indica un sufrir físico, sino que indica un sufrir de espíritu, un “esperar con paciencia”, un “luchar por ese amor”, un “esfuerzo adicional” a favor de alguien más.

NO se trata de ver cuántos golpes y fracturas más aguanto “por amor”, sino de cuánto sigo adelante, sigo creyendo, sigo esforzándome, sigo Orando, sigo Ayunando, sigo… por amor. Pensamos que el amor es algo que vamos a llevar facilito, suavecito, pero aquí está diciéndonos que necesitas fuerzas para Amar. Entonces hay que esforzarse, no es algo tan sencillo. Dice la Biblia que multitudes se acercaban a Jesús para ser sanadas por Él. En ningún lugar de la Biblia dice que Jesús sanara de a miles; o que imponía manos sobre miles y esos miles sanaban, Él sanaba uno por uno. ¿Te imaginas sanar uno por uno a multitudes de 10 mil personas? ¿Te imaginas como quedaba Jesús después de eso? Pero lo que le daba fuerzas para hacerlo, más que el Poder y más que la Unción, es lo mismo que le dio el coraje para aguantar hasta la cruz del calvario: Amor.

Existe la idea errónea de suponer que en el Amor verdadero no habrá “cuestas empinadas que subir”, retos que conquistar, ,situaciones que enfrentar… y la muestra más clara de esto son esa increíble cantidad de parejas jóvenes que se pelean y se separan por cualquier tontería; basta con aparecer un problema o una dificultad y se alejan inmediatamente porque tienen conceptualizado al Amor como algo que debe ser “de color de rosa” siempre, y están muy equivocados.

Cuando tu amas es INEVITABLE necesitar fuerzas para lograrlo en un 100%, Jesús se esforzó al máximo y continua al día de hoy esforzándose al máximo por mi, yo estoy muy consciente de ello; muchísima gente no logra amar a Dios porque sigue esperando cariños, rosas y besos de parte de Él, y si bien es cierto que él puede hacerlo (y lo hace), la verdadera muestra de Amor que nos da es a través de Sanidades Divinas, Milagros, darnos la vida, morir y hacer todo por vernos prósperos y benditos, esperar pacientemente más allá de lo inaudito a que nos acerquemos a Él para cambiar, pelear por nosotros a diario contra el enemigo de nuestra alma… en otras palabras Él se esfuerza día a día en Amarnos!

El esfuerzo separa al Amor real del que no lo es

Sigue leyendo